¿Blog, SEO, YouTube, Facebook, Instagram, Twitter, Linkedin y el toro que mato a Manolete?

El otro día me llama Ramón, colega de toda la vida.

Ring, ring. – ¿Qué pasa tío? No j_d_s que es martes y mañana madrugo.

  • Qué no mandril, que estoy con el blog y me ha surgido una duda existencial.
  • Dime, soy todo orejas.
  • ¿Pa qué vale el blog?
  • Tío, todo el mundo lo hace, hazlo y no le des vueltas. ¿no te vale?
  • Anda, cuéntamelo, de verdad que me cuesta.
  • Jaja, tú hazlo y te prometo que te lo escribo.

Dedicado a Ramón, el crack que me hizo escribirlo.

Empecemos por la esencia en sí misma. Se trata de dotar de contenido a nuestra web escribiendo artículos. También se llama post, que es lo mismo, pero en moderno.

Esto ayuda muchísimo al posicionamiento orgánico (¡el gratis!) de tu web. Mucho. Además de aumentar tu valor como prescriptor si escribes artículos interesantes y con contenidos relevantes.

Como ejemplo: un periódico en sí mismo es un blog y los buscadores (Google) están deseosos de contenido fresco. Ojo, no vale copiar y pegar de otros sitios como lo hacen ciertos políticos españoles. En este caso Google penaliza, ❤️ a Google.

La ortografía debe ser cuidada y eso es importante también para el buscador. Se trata de ser original y dotar de un contenido interesante.

Ahora bien, ¿y si se pierde entre una gran nube de “blogs”? Vamos a ver, no pidas peras al olmo. Si tu pones solo la letra “e” en el buscador te saldrán los principales diarios de España (El Mundo, El País, El Español…, suponiendo que estás en España). No puedes competir con eso, pero si tu contenido es interesante y estás regalando algo a cambio, el público al que va dirigido te visitará.

¿Ves que toda empresa que quiere vender en Internet está regalando algo a cambio antes de venderte su producto estrella? Por poner un ejemplo de money money, las casas de apuestas online tratan de buscar nuevos clientes regalando una cantidad de $ dinero $ para que pruebes. Es una técnica de marketing muy antigua, (de pequeño el tendero de la charcutería me forraba a rodajas de jamón, queso y chorizo para que no diera el coñazo y mi madre tuviera tiempo para comprar todo lo que necesitaba y seguro que algo más). Se llama test de producto.

Pero vamos al blog. Otra funcionalidad es que permite comentarios y los puedes moderar. Puede ser enriquecedor pero muy laborioso. Este no los tiene, es una decisión personal.

¿Y de dónde saco yo un blog para escribir?

· Si tu página está hecha en WordPress es muy sencillo ya que WordPress nace con la idea de ser un blog.

· Si es una web de empresa corporativa, sólo tendrás que añadir este tipo de página al menú.

· Si es una web de venta online como Woocommerce o Prestashop también le puedes añadir esta funcionalidad. La mayoría de las webs con gestor de contenido tienen la opción.

· Si lo que quieres es hacer un blog personal, tienes varias opciones: las profesionales (llama a un profesional del diseño y programación web), si te da un poco igual hazlo tú mismo en wordpress.com o en otras plataformas gratuitas (Blogger, Overblog, Magento…hay muchas) o simplemente abre una cuenta en función de tu contenido en Twitter, Instagram o Facebook y tira millas, investiga y aprende.

Si tu blog es personal y no de empresa tal vez te conviertas en un bloguero o influencer o las dos cosas.

¿Y qué temas saco? ¿dónde me inspiro? Trata de que sea simple y habla de esos temas que hacen que un cliente te compre, ahí y solo ahí eres el especialista. Un cliente te compra por los beneficios que aporta el producto o el servicio. Piensa en tus argumentos de venta y sé sincero, explica al mundo cómo lo haces y ya. Si empiezan a copiarte es porque lo estas haciendo muy bien y siempre, siempre irás un paso por delante.

Qué más te da que te copien si eres el número uno. Y si bajas posiciones ya sabes que tienes que mejorar y al menos has dejado un legado al mundo.

El SEO. Yo le llamaría el don de la ubicuidad, aunque tiene un nombre como un poco rústico es un acrónimo en inglés de “search” búsqueda “engine” motor “organic” pues eso, orgánico. Esto no es otra cosa que todos los contenidos que desprenda una marca reflejados en las diferentes plataformas online y aplicados con técnicas que permiten su correcta distribución en el mundo online.

Aquí te dejo un esquema de las técnicas que ayudan al posicionamiento orgánico. Practica todas las que puedas.

Aunque hablaremos en detalle de las redes sociales, ten en cuenta que también aportan a ese SEO.

No tengas un blog mondo y lirondo: traslada todo ese contenido tan valioso a vídeo, ten tu canal de Youtube, sube la imagen a redes sociales, cuenta lo mismo en Facebook, en Instagram, etc. Crearás tu propio ecosistema online.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información..

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat
Hola, te puedo ayudar?